EL ECLIPSE SOLAR DEL 21 DE AGOSTO AMENAZA CON PROVOCAR EL CAOS EN EEUU



Los servicios de emergencia estadounidenses se preparan para afrontar un eclipse solar total que el 21 de agosto afectará a casi todo el territorio de América del Norte.

La razón principal para estos preparativos es que el evento astronómico va a atraer a numerosos turistas y curiosos, así que será necesario garantizar la seguridad de los viajeros, informó Newsweek.

Pese a que el eclipse solo durará unos dos minutos, ya lo denominan el 'evento del siglo'. Se espera que cerca de 7,5 millones de personas formen una fila de más de 110 kilómetros de largo que se ubicará entre los estados de Oregón y Carolina del Sur, y que reseguirá la sombra dejada por el eclipse.

Los turistas que se desplazarán hasta este rincón de EEUU para ser testigos del histórico eclipse causarán embotellamientos en las carreteras unos días antes del evento. Según declaró a Newsweek Brad Kieserman, vicepresidente de operaciones de emergencia y logística de la Cruz Roja de EEUU. Esta situación será comparable al pánico que reina durante las evacuaciones de emergencia.

Los astrónomos aficionados van a necesitar agua y comida, así como un lugar donde cobijarse. Las autoridades se están preparando para la falta de retretes, las interrupciones de las señales telefónicas y el riesgo de que los vehículos de emergencia puedan quedar atrapados en el tráfico.

"Algunas de las zonas [desde las que se verá el eclipse] no volverán a ver un tráfico así", indicó Kieserman. 

Detalló también que todas las habitaciones de hotel ya habían sido reservadas en junio, mientras que el portal Airbnb solo ofrece habitaciones a precios muy altos, que en algunos casos ascienden a los 1.000 dólares por noche. Sin embargo, la Cruz Roja va a facilitar alojamiento a aquellos que se queden sin habitación, tal y como suele hacer en caso de incendio o catástrofe.

"Es imposible encontrar una habitación de hotel en la mayoría de zonas. Entonces, ¿dónde se van a alojar?", se preguntó Kieserman.

En 12 estados norteamericanos, que serán las destinaciones más populares entre los turistas, ya se están construyendo cientos de refugios de emergencia, que también será posible utilizar en caso de terremoto u ola de calor. Al mismo tiempo, el tráfico podría obstaculizar las entregas de medicamentos u otros suministros de emergencia. Para garantizar los suministros, los hospitales estadounidenses ya se están abasteciendo de medicamentos.

Las torres de telefonía móvil no serán capaces de dar servicio a los millones de nuevos usuarios, así que existe el riesgo de que se produzcan sobrecargas, por lo cual los hospitales locales tendrán que usar teléfonos fijos y localizadores.

Las autoridades de las zonas afectadas piden a los turistas que se preparen correctamente para el viaje y lleven comida y agua extra, además de procurarse mapas de papel por si el GPS deja de funcionar.

Además, advierten a los turistas que todavía no lograron encontrar un alojamiento de que probablemente tengan que dormir en sus propios vehículos.

FUENTEMaEl: 31Julio-2017 Sputnik

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...